Skip to content

¿Habías pensado alguna vez en tener redes sociales en tu empresa?

A la hora de buscar en qué empresa vas a trabajar o vas a contratar en muchas ocasiones recurrimos a las redes sociales. Una primera búsqueda en Google, generalmente, suele ofrecernos la página web de la empresa y alguno de los canales en los que está presente.

De hecho, según Randstad el 62 % de los aspirantes a un puesto se informa sobre las empresas en redes sociales antes de enviar su candidatura.

Somos conscientes de la importancia que la marca personal o la huella digital tiene sobre los trabajadores, de la misma manera, sobre las empresas resulta igual de vital. Por ello, tener un perfil de Twitter, LinkedIn, Facebook o Instagram a través del cual puedas diferenciarte de tu competencia, es imprescindible.

 

Cuáles son los beneficios de las redes sociales corporativas

Aunque en ocasiones pensemos que abrir un canal en redes sociales puede ser algo inútil o innecesario, en el ámbito empresarial puede significar un atraso frente a tus competidores.

  • Aumento de la visibilidad o imagen de marca.
  • Potenciación de la reputación online.
  • Mejora de la comunicación entre la empresa y los clientes, así como un mayor conocimiento de estos últimos.
  • Optimización de las campañas publicitarias.
  • Posibilidad de promocionar y dar a conocer tus productos o servicios de manera más económica.
  • Fidelización y captación de potenciales clientes.
  • Aumento de tráfico a tu página web.
  • Posibilidad del estudio de tu competencia.

 

 

Y yo, ¿cómo puedo implementarlas en mi empresa?

En primer lugar, disponer de un equipo de profesionales que se encargue de gestionar y potenciar tu presencia online será primordial a la hora de desarrollar tu presencia digital de manera eficaz.

Pero no solo basta con eso, sino que también hemos de tener presentes algunos aspectos para sacar a relucir todo el potencial de tu empresa en redes sociales:

  • No te obsesiones con conseguir una gran cantidad de seguidores o fans, es mejor la calidad a la cantidad.
  • Elige los canales sociales que mejor le convengan a tu empresa o en la que se sitúe tu público objetivo.
  • Planifica bien el contenido y sigue el plan editorial para poder comparar y ver los resultados de forma cuantitativa.
  • Establece y elige una hora concreta para publicar de manera continua e intenta no variarla con frecuencia.
  • Utiliza imágenes e infografías atractivas y establece una línea gráfica atractiva y acorde a la marca.
  • Escucha a tus seguidores para saber que funciona mejor con tu audiencia y qué quieren ver o saber de ti.

En Servinform contamos con un equipo de profesionales que puede hacer que tú empresa brille más que nunca en el entorno digital. ¿Quieres descubrir a nuestra Agencia Social Media?

¡Entérate de todas las novedades de nuestro Blog suscribiéndote a nuestra newsletter!

¡O síguenos en redes!

¡Rellena los campos y entérate de todas las novedades de nuestro blog!